Síguenos por correo electrónico

27.8.10

Guaraníes advierten con paralizar proyecto gasífero boliviano-argentino

amenaza con paralizar la construcción del Gasoducto Juana Azurduy de Padilla (GJAP), porque afirma que fue engañada por el gobierno de Evo Morales.

El dirigente de la organización indígena, Jorge Mendoza, dijo que mientras estaban en negociaciones con autoridades de gobierno, el Ministerio de Medio Ambiente emitió la ficha ambiental para que la empresa Petroandina ponga en marcha el proyecto petrolero Timboy X2 en el Parque Aguaragüe sin haber ningún acuerdo con la APG.

“Hay otros proyectos que están fuera del área. Como organización podemos paralizar otras actividades que se han iniciado como el (Gasoducto) Juana Azurduy (de Padilla), que está en pie. Si es que el gobierno quiere hacer a la fuerza (exploración de petróleo en el parque Aguaragüe), también nosotros nos vamos a resistir al acuerdo que se está realizando”, señaló Mendoza a la Agencia de Noticias Indígenas de la Red Erbol.

Los guaraníes se oponen a que se inicien las pruebas sísmicas para encontrar petróleo en el Aguaragüe, porque es la única reserva de agua para los pobladores, además que existe observaciones al proyecto hidrocarburífero.

“Es lo que no entienden (los del gobierno), de qué vamos a vivir, qué agua vamos a tomar. Tampoco la empresa nos plantean otras alternativas, y si no encuentran petróleo qué va pasar, ya habrán causado el daño”, aseveró.

Explicó que después de las medidas de presión que inició el sector, con bloqueo de caminos, desde marzo se entablaron las mesas de reuniones con el Ministerio de Hidrocarburos.

Pero contradictoriamente, en julio la directiva indígena se enteró que el 30 de abril el Ministerio de Medio Ambiente y Agua emitió la licencia ambiente a Petroandina. Y en una última reunión, el 2 agosto, el gobierno informó que esa empresa petrolera tiene los papeles para operar.

“Nosotros como dirigentes no nos responsabilizamos de lo que pasará, porque la gente se levantará para defender lo que es suyo originariamente. No sólo indígenas seremos afectados, sino también campesinos que habitan en el lugar”, puntualizó el dirigente.

Bolivia y Argentina tienen una licitación para la construcción del GJAP. Este nuevo ducto le permitirá al país incrementar los volúmenes de envío de gas natural a Argentina, desde mayo de 2011, hasta 27,7 millones de metros cúbicos día (MMCD), hasta 2026.

El gasoducto, en el lado boliviano, tendrá una extensión de 20 kilómetros, partirá desde el campo Margarita, Tarija, hasta Madrejones, frontera con Argentina. Demandará una inversión de 43 millones de dólares.

Del lado argentino, partirá de Madrejones y llegará hasta campo Durán, su extensión será de 40 kilómetros. En ese punto, esta infraestructura se unirá al Gasoducto del Noreste Argentino (GNEA).

http://www.indigena.erbol.com.bo/noticia.php?identificador=2147483933430

No hay comentarios:

Páginas vistas en total

Archivo del blog