Síguenos por correo electrónico

3.8.10

Cochabamba será el escenario del diálogo para solucionar diferendo limítrofe entre Potosí y Oruro

Con miras a solucionar el diferendo limítrofe entre los departamentos de Potosí y Oruro, el Gobierno ha convocado a los líderes políticos, comunitarios y cívicos de esas dos regiones a dialogar el martes en Cochabamba, según informó el martes el ministro de la Presidencia, Oscar Coca.
En una conferencia de prensa en el Palacio de Gobierno, Coca dijo que el encuentro se cumplirá a partir de las 19.00 horas en la Gobernación de Cochabamba.
Han sido convocados oficialmente al encuentro los gobernadores de Potosí y Oruro, Félix González Bernal y Santos Javier Tito Véliz, respectivamente, los integrantes de las bancadas de asambleístas legislativos departamentales y del ente Plurinacional.
Coca manifestó que igualmente fueron invitados los dirigentes de los Comités Cívicos de ambos departamentos y las autoridades distritales indígenas de Coroma (Potosí) y de Quillacas, Pampa Hullaga y Garci Mendoza (Oruro).
"El objetivo es solucionar los problemas mediante el diálogo para evitar posteriormente enfrentamientos y dificultades que provocaron los últimos días hasta bloqueos de caminos y tensiones con grave perjuicio a la población", subrayó.
Coca calificó como "delicado y sensible el tema de los límites porque en las mesas de discusión ambas partes muestran sus propios documentos y constancias para defender sus planteamientos".
Sin embargo hizo patente su confianza en que esta vez ambas partes asuman una posición conciliadora tomando en cuenta por encima de todo el bien de Bolivia y de sus pobladores.
Dijo que la decisión de convocar al diálogo en un departamento neutral como Cochabamba se hace en el entendido de que el esfuerzo difícilmente prosperará si se realiza en una de las zonas de conflicto, como han pedido algunos dirigentes.
Hizo conocer que las autoridades políticas y cívicas de Oruro emitieron un voto resolutivo en el que advierten con declararse en emergencia y exigen la presencia de las autoridades nacionales para superar el conflicto y solucionar sus reivindicaciones.
El Ministro señaló que este problema es recurrente y aparece en forma periódica, por lo que es necesario buscar soluciones integrales y de consenso.
"Hay que tomar en cuenta que las comunidades de ambos departamentos quieren soluciones pacíficas ajenas a los conflictos y sus representantes nacionales y regionales deben seguir ese objetivo", anotó.
Con relación a las reivindicaciones que hicieron conocer los representantes de Potosí, Coca manifestó que, una vez que sean suspendidas las medidas de presión, las autoridades están dispuestas a ir a ese departamento a dialogar y solucionar las demandas.
Dijo que para cumplir con esa misión han sido encomendados a conformar la Comisión los Ministros de la Presidencia, de Autonomías, Minería y Producción.
Informó que existen avances importantes para solucionar las demandas regionales de Potosí, tanto en lo que se refiere a la reactivación de la Planta Metalúrgica de Karachipampa, la construcción de la Fábrica de Cemento y la autorización para una exploración y explotación racional de los minerales.
"El Gobierno no utilizará la fuerza pública para romper el bloqueo de caminos porque considera que el diálogo es el mejor camino para lograr consensos", indicó Coca.
Con relación a la fábrica de cemento, que es una de las reivindicaciones de Potosí, el Ministro enfatizó que existe un proyecto que requiere un financiamiento que alcanza a aproximadamente 200 millones de dólares.
"Sabemos que se trata de un obra prioritaria para la región y por ello es que se realizan las gestiones para conseguir financiamiento y dar curso a la instalación de esta planta de cemento, aunque primero se debe esperar el resultado del estudio sobre las reservas de la materia prima", aseveró.
A su vez, el ministro de Autonomías, Carlos Romero, refrendó las exhortaciones realizadas por su homólogo de la Presidencia y expresó que el problema a limítrofe entre Potosí y Oruro data de 1820 y resurge en forma periódica.
Agregó que junto a ese problema aparecen otras reivindicaciones, como la de la instalación de la fábrica de cemento, tomando en cuenta que el cerro Paua, que es una de las áreas en disputa, es poseedor de importantes reservas de piedra caliza.
Lamentó que intereses políticos hayan provocado el crecimiento del problema, pese a que existen antecedentes de convenios para dialogar y alcanzar consensos sobre las reivindicaciones de los dos departamentos.Sobre las demandas de Potosí, Romero manifestó que existen medidas puntuales adoptadas por el Gobierno para promover programas de preservación del cerro rico para que no esté sometido a una explotación irracional, al igual que la reactivación de la plata de Karachipampa, la construcción y el mejoramiento de caminos y la decisión de construir una fábrica ce cemento.
Otra de las demandas es la construcción del aeropuerto internacional de Potosí, que es un compromiso ratificado por el presidente Evo Morales Ayma.
La huelga indefinida declarada por los organismos cívicos de Potosí ha provocado un bloqueo de caminos que impide acceder a ese departamento.
El comandante Departamental de Policía, coronel Mario Hinojosa, informó que en el camino están varados unos 130 vehículos en espera de la solución del problema. Los pasajeros deben trasladarse a Potosí vía Cochabamba y Sucre, lo que demora mucho más.
¡Miembros de la bancada de asambleístas de Potosí informó el martes que declararon una huelga de hambre en espera de que una misión Ministerial viaje a ese departamento a reunirse con los dirigentes de las instituciones para solucionar las reivindicaciones.
El Ministro de la Presidencia ya informó sobre la disposición del Ejecutivo de viajar a Potosí a cumplir ese cometido, pero siempre y cuando sean suspendidas las medidas de presión.
http://www.abi.bo/#

No hay comentarios:

Páginas vistas en total

Archivo del blog