Síguenos por correo electrónico

1.7.10

Gobierno cita a la Cidob en Santa Cruz para dialogar


El Ministro de la Presidencia llamó una vez más a reinstalar el diálogo con el propósito de buscar soluciones al conflicto que lleva 10 días.
El Gobierno llamó ayer nuevamente a la dirigencia de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob) a reinstalar el diálogo hoy en la ciudad de Santa Cruz a partir de las 10.00 de la mañana, en el hotel Casa Blanca, donde garantizó se responderá a la nueva plataforma de demandas.
La nueva convocatoria al diálogo la hizo conocer el ministro de la Presidencia, Óscar Coca, quien confirmó la presencia en el encuentro de los ministros de Autonomía, Carlos Romero, y de Desarrollo Rural y Tierras, Nemesia Achacollo, además de su persona.
“Queremos de manera fraterna señalar que hay reivindicaciones que se atienden y porque esas son legítimas y están dentro del marco de la ley. Pero hay algunas que de manera fraterna –hay que decirlo– deben ajustarse a la normativa legal”, manifestó la autoridad en el Palacio Quemado.
Coca afirmó que hay asuntos que merecerán debate como la demanda de tierras fiscales por parte de la Cidob. “Vamos a explicar que en Bolivia somos más de 10 millones de habitantes y, por lo tanto, la unidad del país está sobre todas las cosas”, acotó.

EVO: LA TIERRA ES DE TODOS
El presidente Evo Morales, durante el ampliado de la Confederación de Sindicatos de Mujeres Campesinas e Indígenas Bartolina Sisa, afirmó que “las tierras son de propiedad de todos los bolivianos y no de sectores específicos”, esto en respuesta a uno de los planteamientos de la Cidob, que exige que las tierras fiscales retornen a las comunidades indígenas −propietarias originarias− y no así a las campesinas.
Aseguró que las tierras del Estado serán distribuidas en forma equitativa y de acuerdo con las necesidades de desarrollo de Bolivia, y que no es posible que los parques nacionales pasen a la administración de los pueblos indígenas. “Primero es la patria y después las regiones o los sectores”, señaló.
El Jefe de Estado cuestionó la posición de la dirigencia indígena del oriente, que exige más escaños en la Asamblea Plurinacional, así como la aprobación de sus estatutos por usos y costumbres, cuando la Constitución Política del Estado lo estable por referendo.
“Aceptar autonomías que no respeten la Constitución es lo mismo que dar curso a territorios independientes dentro de Bolivia y permitir el funcionamiento de un Estado en el que todos los ciudadanos no tengan una igualdad de derechos”, manifestó el mandatario en el Palacio de las Comunicaciones.

REACCIONES A LA MARCHA
El senador del Movimiento Al Socialismos (MAS) Julio Salazar, advirtió que las seis federaciones cocaleras del trópico de Cochabamba no permitirán que la marcha de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia pase por esa región del país, por considerar a este movimiento “una traición al proceso de cambio”.
“¿Qué dijeron los hermanos?, que no nos hagan renegar los indígenas, al final si se levantan las seis federaciones, va a ser peor”, sostuvo.
El ex viceministro de Tierras, Alejandro Almaraz, acusó al Gobierno de calumniar al movimiento indígena con mentiras, y de violar los derechos de los pueblos movilizados por autonomía plena y otras demandas, a través del desprestigio, con el argumento no probado de que la Cidob marcha con financiamiento de Usaid y de otras organizaciones no gubernamentales.
La viceministra de Autonomía, Claudia Peña, declaró a Cambio que el Gobierno nacional y el Ministerio de Autonomía “mantienen su apoyo y solidaridad con el movimiento indígena”.
Señaló que eso se puede constatar en el texto del proyecto de la Ley Marco de Autonomías, “cómo se dio espacio a la posibilidad a las demandas autonómicas de los pueblos indígenas”.
“Me parece que más allá de cualquier discurso, lo que expresa la posición del Gobierno son las actitudes, las actividades y los resultados concretos que se les está dando a las demandas, no sólo con la titulación de más de 10 millones de hectáreas de tierras, sino con la Ley Marco que incluye sus demandas”, manifestó.

Almaraz pide cumplir la Constitución
El ex viceministro de Tierras Alejandro Almaraz salió ayer a la palestra para demandar el cumplimiento de lo que señala la Constitución Política del Estado, en materia de derechos de los pueblos indígenas.
Señaló que el parágrafo VII del artículo 146 de la CPE dispone establecer circunscripciones especiales indígenas en aquellos departamentos en los que estos pueblos y naciones indígena originario campesinas constituyan una minoría poblacional. “Esta es exactamente la situación del pueblo guaraní en el departamento de Chuquisaca, con la particularidad de ser el más damnificado por la dominación colonial”.
Sin embargo, dijo que la Ley de Régimen Electoral proyectada por el Gobierno y “aprobada precipitadamente” por la Asamblea Legislativa no estableció la respectiva circunscripción indígena, “limitándose a mantener las circunscripciones indígenas ya existentes, siete, insuficiente y mezquino para canalizar la representación política directa de una treintena de pueblos”.
Señaló que es contradictorio que por un lado la CPE reconozca los usos y costumbres para la elaboración de estatutos, y luego se pretenda imponer referendo para aprobarlos.
Calificó de “ridículo y vergonzoso” el rol de algunos personeros del Gobierno, que presentaron un libro publicado por Usaid como si fuera una prueba concluyente de que la movilización indígena del oriente estuviera manipulada y financiada por ese sector y cuestionó a quienes “calumnian” al movimiento indígena.
http://www.cambio.bo/noticia.php?fecha=2010-07-01&idn=22256

Acuerdo entre CIDOB y Ministerio de Autonomía
(Ver Descargar)

No hay comentarios:

Páginas vistas en total

Archivo del blog