Síguenos por correo electrónico

25.7.12

Intentaron decomisar diésel que llevaban los nativos al TIPNIS

Foto página siete.bo
24/07/2012 (Página Siete).- La Policía antinarcóticos y la Dirección de Prevención de Robo de Vehículos (Diprove) del Beni intentaron ayer decomisar combustible y detener un vehículo que trasladaba a los indígenas, que participaron de la IX marcha por la defensa del TIPNIS, hacia sus comunidades de origen.

Los afectados denunciaron que se trata de intentos de atemorizarlos para evitar que hagan efectiva la amenaza de bloquear la consulta “previa” que quiere realizar el Gobierno desde el 29 de julio dentro del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS).

De acuerdo a los reportes de medios radiales y televisivos de la ciudad de Trinidad, la Unidad Móvil de Patrullaje Rural (UMOPAR) decomisó la noche del lunes, 15 turriles, con unos 3.000 litros de diésel que los originarios habían dejado en custodia en Puerto Varador, de donde se proponían embarcarse por río hacia sus comunidades.
Objeto desconocido

Una vez realizadas las averiguaciones, el Ministerio Público constató que este grupo de personas, que no pasaban de la veintena, tenía su hoja de ruta, lo que les permitía cargar esos combustibles en Trinidad, cruzar la tranca policial y transportarla legalmente. Sujetos al control del narcotráfico, Umopar expende un permiso especial para el transporte de combustible en grandes cantidades.

Luego de 15 horas, los indígenas pudieron recobrar los turriles para regresar al puerto desde las oficinas de Sustancias Controladas de Umopar. Pero minutos más tarde, Diprove nuevamente los detuvo, acusados de trasladarse en un vehículo con vidrios raybanizados. Luego, detuvieron al chofer porque no tenía licencia de conducir.

Al final, Diprove le extendió una multa al chofer y los indígenas pudieron retomar su camino hasta llegar al área natural.

“El Gobierno está utilizando fuerzas represivas para atemorizar a la IX marcha”, lamentó el dirigente indígena Leandro Candepey.

Denunció que el Gobierno, a través de la Policía, quería impedir su regreso al TIPNIS.

“Tenemos el derecho de hablar, de trasladarnos, nadie tiene el derecho de quitarnos nuestras cosas, de quitarnos transporte, porque somos libres, ('), aunque nos manden 10.000 trancas tenemos el derecho de trasladarnos hasta nuestro territorio para hablar, (')” puntualizó uno de los indígenas  en tono molesto.

Páginas vistas en total

Archivo del blog