Síguenos por correo electrónico

11.8.09

Soberanía plena y desarrollo integral en Pando

Con el asentamiento de cerca de 500 familias del occidente y el valle en las tierras fiscales fronterizas de las provincias Abuná y Federico Román del departamento de Pando, el Gobierno sentó ayer soberanía plena e inició el desarrollo económico en esa región amazónica.

El municipio de Santa Rosa del Abuná, distante a 100 kilómetros de la capital, Cobija, fue el escenario donde el Gobierno de Evo Morales empezó a escribir una nueva historia de defensa de la integridad territorial, de los recursos naturales y el desarrollo productivo nacional con una agresiva política productiva.

Un cálido recibimiento de los indígenas del lugar arrancó una sonrisa y confianza de las más de 250 familias que llegaron hasta el lugar donde se instaló la tarima para realizar el acto de asentamiento.

En la ocasión, el viceministro de Tierras, Alejandro Almaraz, calificó como histórico el inicio del asentamiento para defender los recursos naturales y la soberanía nacional en puntos estratégicos de los 3.000 kilómetros de la franja fronteriza con Brasil, desde el este tropical, sobre el Escudo Brasileño, hasta la cabecera de la cuenca del Amazonas, en el norte de Bolivia.

Confirmó que simultáneamente a ese acto en Santa Rosa del Abuná, cerca de 250 familias dedicadas a la zafra y la producción de almendras de Riberalta (Beni) estaban asentándose en la provincia Federico Román acompañadas por la ministra de Desarrollo Rural y Tierras, Julia Ramos.

“Más de 500 compañeros entre los aquí presentes (Santa Rosa del Abuná) y los que se están asentando en la provincia Federico Román son un primer contingente de los campesinos bolivianos beneficiaros del Programa de Asentamientos Humanos en el departamento de Pando para la defensa de la soberanía nacional y un nuevo desarrollo agrario en Pando y el país”, declaró Almaraz.

En el marco de la política de asentamientos humanos en tierras fiscales se prevé que cerca de 2.000 familias del altiplano y los valles sean trasladadas gradualmente a la amazonia boliviana para resguardar el territorio nacional, defender los recursos naturales y fortalecer la producción ecológica de alimentos.

Almaraz explicó que el objetivo es frenar el desangramiento de grandes extensiones forestales y de recursos naturales “por delincuentes extranjeros ocultos que operaban en esas tierras bajo el amparo de autoridades y familias pandinas.

“Ahora este espacio, este aserradero y esta tierra pasan a manos bolivianas, como corresponde, y en este espacio de frontera son aproximadamente 40 mil hectáreas las que se están destinando para los asentamientos de ustedes”, aseguró.

En representación de los asentados, Eufronio Calle agradeció a las autoridades del Gobierno, de la Prefectura y del municipio de Santa Rosa del Abuná por el cálido recibimiento y anunció el compromiso de trabajar por el desarrollo de la región, del departamento y, sobre todo, de garantizar la soberanía nacional y los recursos naturales.

TRÁMITE

A su vez, el Viceministro de Tierras aseguró que el Gobierno no abandonará a su suerte a los asentados y a los pobladores de Pando, y adelantó que se está trabajando en una disposición legal para que toda la madera, los vehículos y aserraderos ilegales encontrados pasen directamente a manos de todos quienes son los guardianes del territorio boliviano.

Criticó la actual normativa porque todo lo incautado vuelve a manos de los “delincuentes que explotan la madera a través del mañoso recurso del remate”.

“No solamente va a beneficiar a los compañeros de los programas de asentamiento, porque con el sentido de equidad y solidaridad hay que hacer alcanzar la madera para la mayor cantidad posible de casas, y que en lo posible todos los campesinos de Pando tengan una buena casa de madera fina con la misma maquinaria de los delincuentes”, manifestó.

Recordó que el Gobierno ha diseñado un programa dirigido a garantizar el desarrollo productivo de la castaña y la goma que les permita a los pobladores tener una vida digna sin dañar la naturaleza ni el bosque.

“Tenemos que lograr la agroforestería, que significa reconstruir el bosque, plantar distintas especies que volverán dar vida a ciertos espacios perdidos del bosque y al mismo tiempo les darán a ustedes, compañeros, ingresos importantes”, insistió.

11 DE SEPTIEMBRE

Almaraz dijo que las más de 250 familias del occidente y el valle deben asumir el compromiso de defender a Pando y a Bolivia en memoria de los campesinos masacrados el 11 de septiembre de 2008 en Porvenir, preservar la soberanía del considerado pulmón de la humanidad, el bosque amazónico.

“En aquel día terrible en Porvenir, la oligarquía separatista, con la mayor brutalidad, quiso ahogar en sangre la movilización campesina que de manera legítima demandaba respeto a la unidad nacional en democracia a través de una nueva Constitución Política del Estado. Esos compañeros asesinados el 11 de septiembre han triunfado y nos han dejado este proceso revolucionario consolidado con la nueva Constitución Política del Estado, la distribución de tierras fiscales”, señaló.

Finalmente, todos los oradores rindieron tributo “a la vida truncada de Bernardino Racua” y de cada uno de los estudiantes normalistas y campesinos asesinados por terratenientes y oligarcas que enajenaron los recursos naturales de Pando.

En ese marco, adelantó que cada núcleo que se funde en esas comunidades llevará el nombre de uno de los caídos el 11 de septiembre de 2008 por defender la nueva Constitución Política del Estado, la tierra, exigir respeto a la dignidad de los bolivianos y frenar la devastación de miles de hectáreas de bosque por extranjeros con permiso de las autoridades del departamento de ese entonces.

Las familias fueron trasladadas desde el Chapare cochabambino, el departamento de Potosí, y se prevé que en el transcurso de las próximas semanas se realicen operativos similares con personas de los departamentos de La Paz, Cochabamba y Beni.

Los proyectos productivos

PISCICULTURA.- Para aprovechar los numerosos arroyos de bajo caudal se instalarán estanques sobre los lechos de los arroyos para la cría de peces de las especies tambaquí y tambacú. También se tiene prevista la crianza de 1.000 alevines y se estima producir peces de 1,3 kilogramos de peso. El objetivo es diversificar y enriquecer la dieta alimenticia de las familias y generar excedentes para la comercialización.

LECHERÍA.- Otro de los proyectos es la cría y engorde de ganado para la producción de leche, derivados y carne, aprovechando las condiciones de clima y suelo de la región. Para tal efecto, se prevé la implementación de pasto de corte adaptado a la zona para la alimentación del ganado. En principio, se proyecta la adaptación del ganado al clima.

BOSQUE COMUNITARIO.- Bajo el concepto de aprovechamiento sostenible del bosque comunitario se explotarán las especies maderables como no maderables. Destaca el aprovechamiento sostenible de la castaña, el coco y la goma.

La Empresa Boliviana de la Almendra será el instrumento que permita llegar a los recolectores a mercados con precios justos.

AGROFORESTERÍA.- Este proyecto incluye el manejo de los árboles nativos y el establecimiento de un vivero agroforestal comunal donde se produzcan plantines forestales, frutales, como ser: castaña, caco, cayú, cítricos, plátano, cacao, café y otros.

Los sistemas agroforestales multiestrato son una forma de producción agrícola forestal que se acerca a la estructura y dinámica de los bosques naturales.

En el proyecto participan los viceministerios de Tierras, Gestión y Desarrollo Forestal, y Desarrollo Rural y Tierras, junto con sus entidades ejecutoras Protierras, Programa de Apoyo a la Seguridad Alimentaria (Pasa), PAR, el Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (INIAF), Sustentar, otras empresas y entidades como la Empresa de Apoyo a la Producción de Alimentos (Emapa), Insumos Bolivia, el Fondo de Desarrollo del Sistema Financiero y de Apoyo al Sector Productivo (Fondesif) y el banco de Desarrollo Productivo (BDP).

Será ejecutado conjuntamente con los ministerios de Vivienda, Defensa, Salud y Medio Ambiente y Aguas, para dar condiciones de vivienda, servicios básicos, comunicación, educación, producción, generación de recursos económicos y otros de forma sostenible y digna.

ORGANIZACIÓN.- La Organización Productiva Comunitaria (OFC) será una unidad de aprovechamiento y producción organizada en el nivel comunal.

Compromiso y colaboración

En ocasión del recibimiento a las nuevas familias en el municipio de Santa Rosa del Abuná, los recién llegados asumieron el compromiso de trabajar por la soberanía del territorio boliviano y los indígenas del lugar de transmitir sus conocimientos para que puedan producir sin dañar al medio ambiente.

El representante de los asentados, Eufronio Calle, agradeció la recepción y aseguró que existe el compromiso de coordinar orgánicamente todas las acciones que se decidan llevar en esa región para garantizar la soberanía y fortalecer la producción. “Compañeros, este lugar para nosotros es un lujo, gracias por acogernos para defender nuestra soberanía y queremos decirles que estamos orgullosos de estar en esta tierra boliviana”, declaró.

A su vez, la ejecutiva de la organización de mujeres amazónicas, Doris Domínguez, aseguró que no estarán solos en su etapa de adaptación, ya que las mujeres y hombres de la Federación de Campesinos de Beni transmitirán todos sus conocimientos para que produzcan sin dañar el bosque.

La amazonia pandina es rica en fauna y madera

El departamento de Pando, creado por decreto supremo el 24 de septiembre de 1938 durante el gobierno de Germán Busch, tiene un clima tropical en el que se encuentran varias especies de animales y es posible el cultivo de maíz, cacao, café, yuca o mandioca, arroz, frutas tropicales, legumbres y hortalizas. En su territorio también se ha desarrollado la ganadería.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), hasta 2001 contaba con 52.525 habitantes. Tiene una extensión de 63.827 Km2, su capital es Cobija.

Pando está ubicado al norte de Bolivia. Limita al norte con Brasil, al sur con el departamento de La Paz, al este con Beni y Brasil, y al oeste con la República del Perú.

Los ríos Pando corresponden en su integridad a la cuenca del Amazonas y los principales son el Acre, Orthon (que nace de la unión del Manuripi con el río Tahuamanu), el Madre de Dios, Buyumanu, Karamanu, Mapiri, Manurime, Genechiquia, Chipamanu y Abuná.

Su principal producción es la recolección de la castaña, conocida en los mercados internacionales como nuez o almendra del Brasil, y la extracción de la goma, además de minerales como oro, litio, cinabrio, ilmenita, bauxita, columbita, piedras preciosas y semipreciosas, así como una variedad de madera y flora como el laurel, la masaranduba, la itauba, isigo y otros.

Es muy rica en fauna como el anta o tapir, jaguar o tigre americano, puma o león americano, taitetú o jabalí americano, capihuara, tamandúa u oso hormiguero, tejón, agutí o coatí, gato montés, zarigüeya, iguana y varias especies de simios.

No se expulsarán brasileños

El Gobierno boliviano aseguró ayer que el asentamiento de familias en la amazonia boliviana no significa la expulsión de ciudadanos brasileños que habitan en territorio nacional.

“No hemos venido a este territorio a expulsar a patadas a los súbditos brasileños, sino a sentar soberanía con el mayor respeto. Y si nuestros compatriotas brasileros quieren vivir en este territorio, tienen que cumplir la ley y seremos respetuosos con quienes cumplan la norma porque tenemos la generosidad y la grandeza para vivir con cualquier compatriota sudamericano en esta región”, manifestó.

En reiteradas oportunidades el Ministro de la Presidencia dijo que se están haciendo gestiones con su similar de Brasil para trasladar a brasileños asentados ilegalmente en Pando hasta fin de año.

“Es una preocupación de Estado y como Gobierno compete que esas inquietudes se traduzcan en políticas, y es lo que estamos haciendo. El trabajo de la recuperación de la soberanía, de la protección de las fronteras se lo está haciendo de manera coordinada con el Gobierno del Brasil”, dijo.

La autoridad explicó que ese trabajo cuenta con la mediación de la Organización Internacional para las Migraciones, por lo que se trata de un plan que está siendo administrado por el Viceministerio de Tierras.

Un reportaje de Terra Magazine reveló que los brasileños propietarios de grandes extensiones territoriales en la frontera de Bolivia con Brasil en Pando, no aceptan el asentamiento de familias del occidente y el valle boliviano, por lo que habrían advertido con incendiar sus propiedades.

Ante eso, el Ministro de la Presidencia insistió que si los brasileños quieren quedarse a vivir en territorio boliviano, lo pueden hacer cumpliendo el mandato de la Constitución Política del Estado, que establece que ningún extranjero podrá tener propiedades en 50 kilómetros de la frontera boliviana.

“Tenemos que cultivar una ciudadanía fecunda, fronteriza, que ayude a construir la patria grande; las fronteras también tienen que ser áreas de integración, de comunión, y no tenemos nada contra los brasileños”, insistió Quintana.

Útiles escolares a los niños

La Unidad de Gestión Social del Ministerio de la Presidencia entregó ayer útiles escolares a los niños de las unidades educativas de Santa Rosa del Abuná y comprometió gestiones para cumplir con otros requerimientos de las escuelas.

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana; el viceministro de Tierras, Alejandro Almaraz; el prefecto de Pando, Rafael Bandeiras, y representantes de la Prefectura hicieron entrega de ese material en presencia de las organizaciones indígenas y de campesinos de la zona.

El ejecutivo de la Federación de Trabajadores Campesinos de Pando, Antonio Moreno, agradeció por la donación y pidió al ministro Quintana no olvidarse de esa región fronteriza, que demanda la instalación de energía eléctrica, de agua potable y postas sanitarias para la atención de enfermos.

Ante eso, el Ministro de la Presidencia dijo que la ayuda no solamente será para las familias asentadas, sino que para todas las poblaciones rurales del departamento y sin privilegios.

Además, destacó la capacidad organizativa de los campesinos para fortalecer la estructura sindical de la zona con la posesión de la directiva de las seis comunidades creadas ayer en esa región amazónica.

“Un reconocimiento a la autoridad sindical, a nuestro ejecutivo de la Federación Única de Trabajadores Campesinos, el respeto a sus estatutos y el compromiso de trabajar, eso es trabajar en este nuevo tiempo, construir una sociedad distinta respetando lo orgánico; nosotros vamos a apoyar esa fidelidad y esos valores”, aseguró.

Quintana reiteró que continuará el asentamiento progresivo de 2.000 familias en esa región fronteriza con Brasil, en el marco de la política de distribución de tierras, la preservación de la soberanía nacional y la protección de los recursos naturales.

“Se ha empezado a escribir una nueva historia en esta región, pero en particular quiero agradecer al presidente Evo Morales porque nos ha dado el mandato de trabajar para defender la soberanía, instalar capacidades productivas, diversificar la economía de esta región y trabajar por todos los bolivianos”, manifestó la autoridad de Gobierno.

http://www.cambio.bo/noticia.php?fecha=2009-08-11&idn=5530

 

Páginas vistas en total

Archivo del blog